Real-time Earth and Moon phase

martes, 15 de mayo de 2012

15M ¿qué significa?

Breve homenaje y aclaración respecto al polemizado MOVIMIENTO 15M. Por cierto, que España, tiene su mérito al ser el epicentro de esta lucha espontánea por los derechos básicos de todo el planeta!!! Muy a pesar de la ultraderecha arremetiendo impunemente contra los intereses elementales, más allá de todo populismo por parte de gobiernos que se esconden detrás del antifaz de la "digna expropiación" cameleando con el latiguillo de la defensa de la empresa pública que en su día no defendieron... Sobrevolando a un gobierno que caerá en cuatro días y tantos etcéteras del mundo mundial, pienso que estoy en condiciones de aclarar a quienes preguntan o desafían a estos integrantes, a conformar un programa político. Les diré: Los indignados No son aspirantes a colegios electorales. SON CIUDADANOS Y CIUDADANAS QUE VOTARON Y ELIGIERON A UNOS SUPUESTOS DEMÓCRATAS QUE LOS REPRESENTARÍAN. Pero no resultó así y entonces ellos desde el poder ciudadano y desde el derecho a reclamar y exigir explicaciones, se reúnen y debaten en asambleas. PROPONEN más de 14.000 puntos para cambiar el juego perverso de la democracia actual. No necesitan convertirse en Partido Político porque eso es lo que sobra. Ellos exigen a los partidos existentes que cumplan con el mandato ciudadano. A eso me refería el año pasado cuando alguien me decía que no se puede vivir sin ideología y sin alguien que nos mande. Se puede vivir sin ideología y sin gente que nos robe, nos estafe, nos mienta, se burle de nosotros.... Lo que no se puede, es vivir sin gente responsable que salga a la calle nada más y nada menos que a pedir una vida digna. Porque el agujero financiero mundial no lo hemos provocado nosotros los habitantes. Sino quienes, muy en principio, se entendía que estaban preparados para hacerlo: gobernar no es dirigir a una masa que idolatra. Gobernar es ocuparse de la sociedad. Esto es: garantizar que toda comunidad tenga acceso -100% cien de sus integrantes- a la salud, la educación, la elección libre de su profesión y/o trabajo, la vivienda, la cantidad de hijos o hijas que desee tener, la forma sexual en la que quiera vivir y, sobre todo, derechos adquiridos merced al dinero que nos quitan de los impuestos y demás contribuciones indirectas. Si pagas, SI LES PAGAS EL SUELDO A PRESIDENTES, GOBERNADORES, CONCEJALES, DIPUTADOS, DOCENTES, MÉDICOS, ABOGADOS Y TAL Y CUAL, no es difícil de entender: CUANDO NO CUMPLEN O NO HACEN BIEN LAS COSAS, lo mínimo y primario es manifestarse para que te devuelvan lo que les aportaste pero que, sin embargo, lo usaron para comprar sus "yates o versaches" Un político no es imagen. Un político debiera ser un trabajador anónimo como tantos de nosotros. Por un sueldo y un gabinete que también cobra su sueldo, debe estar al servicio de los ciudadanos que no solo le dimos el mandato sino que, repito, le PAGAMOSSSS. Felicito y me satisface profundamente ver a esa juventud en las ciudades españolas pidiendo un mundo justo. También mi modesto apoyo a personas de todas la edades que se indignan e intentan proponer soluciones. Mi condena a la violencia injustificada de la policía (aunque solo se atente contra una sola persona...) y mi condena también a la violencia de los oportunistas. FELIZ ANIVERSARIO Y LUCHEMOS TODOS UNIDOS PARA QUE ADMITAN PÚBLICAMENTE QUE EL SISTEMA SE HA HUNDIDO. QUE ES URGENTE PONER EN MARCHA UN NUEVO MODO DE PRODUCCIÓN MENOS ABERRANTE QUE EL CAPITALISTA. MENOS DESIGUAL Y AMENAZADOR PARA EL PLANETA. ¿Cuál? No es un misterio. Tampoco es comunismo ni extrema izquierda como acusan los del PEPE asustados. Ni mentiroros opositores como acusan en Argentina a la prensa, por reclamar respuestas y por verse acallados cual más rancia dictadura. No somos ni de derecha ni de izquierdas ni de centros. Somos del planeta, con plenos poderes como proclamó Nietzche, con conciencia y razón para decidir nuestro destino lejos de moralidades, ideologías, políticos siniestros, mafias... Somos humanos que podemos colaborar y consensuar un nuevo modo de vida, que respete la naturaleza y a los individuos, individualmente. Que en lo económico repartamos las ganancias de nuestras producciones con el único fin de alimentarnos, vestirnos y cultivarnos. Sin codicia de plusvalores. Hay para todos. Tenemos al superhombre nietzcheano a punto de consagrarse. Y a Carlitos que estará sonriendo, satisfecho de que ésta, ésta sí es una REVOLUCIÓN VERDADERA. Una lucha de clases que desembocará irremediablemente en una igualdad. No un comun-ismo. No más ismos. Una comunidad global que comparta e intercambie sus recursos con el único objetivo de vivir auténticamente. Sin hambre, seremos felices. Quien se sienta satisfecho a sabiendas de que existe una sola criatura, una sola que cae de hambre en cualquier sitio (me da igual el nombre de la patria patria...) no es una persona que nos pueda servir. Está enfrente. En la acera de enfrente. Como todos los que ahora ríen y se burlan de los indignados. Pero el 15M mantiene su lucha, que no es otra cosa que pedir por lo que has dado. ¿O acaso si te venden carne podrida no la devuelves? Si has pagado o pagas por algo, es noble que recibas los servicios que derivan de ese pago. No fui breve...glup! y SALUD. CHÍN CHÍN A LOS BUENOS Y JUSTOS. A seguir.

sábado, 12 de mayo de 2012

Hitos Argentinos

Brillante letra proveniente de vínculo de sangre también, primo hermano y comunicador social. Genial. Me autorizó a publicarlo en este medio. Y yo, que no escribo tan bien como él, orgullosa de compartirlo con el mundo inteligente. A disfrutarlo. Por José Vales Buenos Aires- Podría escribirse ya la historia de la algarabía social argentina como quien se anima a escribir la historia de la vida privada o la historia de las amebas. La de la euforia gaucha tiene ya varios hitos registrados. Todos parecen haber pasado por el mismo tamiz. Su rasgo común es que de inmediato desataron un carnaval de felicidad colectiva y luego, más rápido que tarde, supo encontrar su miércoles de cenizas. Así como se lo plantea, el 16-A, día del anuncio de la expropiación de las acciones de Repsol en YPF, está llamado a integrar ese selecto volumen que ya cuenta con varios capítulos. Se podría bucear un poco más atrás en el tiempo y allí encontraríamos fechas dignas de ser incluidas en la obra. Por ejemplo el 20 de junio de 1973, el día del retorno definitivo a la Argentina del general Juan Perón. Un momento esperado, preparado con tiempo, millones de sueños y no poca sangre derramada y mucho fervor autóctono para que ese fuese un día de gloria en el onomástico peronista y, por ende, en el de la Argentina. Por lo contrario todo terminó en una masacre con cientos de muertos (nunca se supo el número exacto) cuando facciones de la derecha se trenzaron en una feroz disputa armada con la izquierda del movimiento. Lo demás fue demasiado penoso y triste para volver a revisar en la memoria de la dictadura y su consecuente genocidio. Del tenor de día histórico que protagonizó la presidenta Cristina Kirchner a su regreso con más pena que gloria de la Cumbre de las Américas de Cartagena, aparece de inmediato aquel 2 de abril de 1982. Ese día tras el anuncio, comunicado castrense mediante, cientos de miles de argentinos vitorearon al dictador Leopoldo Galtieri en la Plaza de Mayo. La voz carrasposa del general aparecía como la del líder que había recuperado las islas Malvinas y garantizaba la soberanía nacional, aún cuando violaba el Estado de Derecho y los derechos humanos. No importó que 72 horas antes hubiera reprimido la primera protesta contra la dictadura. Después de todo no interesaba nada. Ni las carencias armamentísticas, ni la falta de experiencia en guerras, ni que los hijos de muchos de los presentes allí, todos de 18 años, serían los primeros en ir al frente y los primeros en caer. Setenta y dos días después, esos mismos cientos de miles pidieron la caída del dictador y el final de una dictadura que, recién ahí, la descubrieron atroz. Otro momento de algarabía nacional, todavía caliente en la memoria colectiva de los habitantes de este país, tuvo lugar un día después de la defenestración de Fernando De la Rúa, el 21 de diciembre de 2001. Ese día el presidente provisorio, Adolfo Rodríguez Sáa, asumía la primera magistratura del país en el Congreso y en su discurso de posesión anunciaba al mundo que Argentina no honraría sus deudas porque entraba en "Default". Lo ovacionaron todos. Incluso los que habían levantado las manos para endeudar al país con los organismos multilaterales de crédito y para habilitar las privatizaciones durante la presidencia de Carlos Menem (1989-1999) y de De la Rúa (1999-2001) Rodríguez Sáa fue más provisorio de lo previsto. A tal punto que se ganó para siempre el mote de “el efímero”, luego de aguantar sólo una semana en el cargo, pero Argentina todavía sigue atravesando ese "Default" y sus consecuencias. Aún hoy el país carece de acceso al crédito internacional. Por la misma senda se fue el anuncio de Cristina Kirchner el lunes pasado. Algarabía, apoyo social, pancartas con el logo de YPF y de CFK juntos, respaldo de la oposición y una revisión de las anomalías que Repsol y los sucesivos gobiernos fueron incurriendo en materia energética. Muchas de ellas con la anuencia de la administración Kirchner. Después de todo fue el ex presidente Néstor Kirchner el que motorizó el ingreso de la familia Esk(con K de Kirchner)enazi a YPF sin poner un centavo y fue la jefa de Estado la que en noviembre último felicitaba a Antonio Brufau, CEO de Repsol, por “haber aumentado la producción”, un dato que luego se confesaría inexacto, durante el anuncio del lunes. Pocos dudan por aquí que el Estado debe controlar los hidrocarburos porque es una cuestión estratégica. Lo sostienen hoy y lo defendían hace 20 años cuando los Kirchner apoyaron y participaron de la fiesta privatizadora. “Pero no se puede borrar de un plumazo lo que se comprometió hasta ayer”, al decir del economista Miguel Bein. Hasta el ex presidente Carlos Menem y su ex ministro de Obras Públicas, Roberto Dromi, la pareja privatizadora por excelencia de los '90, participan de esta “fiesta”. El ex mandatario votando, como ya lo adelantó, a favor de la nacionalización en su carácter de senador. El ex ministro fungiendo como asesor del Ministro De Planificación, Julio De Vido, designado interventor de YPF, para redactar el proyecto. “Delicias de esquizofrenia argentina”, según el analista Julián Hermida. Para el sociólogo Eduardo Fidanza, esta decisión presidencial está enmarcada por una tendencia a lo largo de estos 30 años de democracia. Director de la Consultora Poliarquía, Fidanza sostiene que “sin identidades sólidas, sin competencia equilibrada, sin códigos, sin diálogo y sin puesta en valor de los bienes públicos, la política argentina se descompone”. “El Gobierno atraviesa dificultades. El optimismo social y la imagen presidencial están cayendo velozmente, sin que nadie lo capitalice aún. Cristina Kirchner debe garantizar una prestación económica constante si no quiere perder apoyo electoral. Su eslogan “Nunca menos” es su laberinto”, acota Fidanza. Y es que mientras una buena parte del país parece en éxtasis con la medida, no faltan los que comiencen a ver los problemas presentes y futuros que una decisión semejante y adoptada con esas formas y en la actual coyuntura ya comienzan a acarrear. Posibles sanciones de la Unión Europea y del G20 (esa tribuna tan grata para la presidenta) en su próxima reunión en México; restricciones a los productos argentinos y recorte de beneficios arancelarios. Ergo más desconfianza en un país que en la última década se esmeró en cultivarla. “Todo hace indicar que asistimos a otro "default" político, sin importar los costos como dijo el Ministro de Interior (Florencio Randazo)", según Hermida. Mientras que para otros analistas es "una remake" de otras crisis más recientes, como si se buscara sacar del “freezer” a la Argentina del 2001, que sigue "congelada" como el cadáver de Walt Disney, pero no resuelta. Al gobierno kirchnerista le faltan fondos y “le sobra audacia” como afirma Fidanza. Ya se vilipendió algunas cajas, cuan joyas de la abuela. Los fondos de pensión y la caja de jubilaciones; hace un mes fue por las reservas del Banco Central a sabiendas que el año fiscal está llamado a ser “horibilis” y ahora se esperanza en que los pozos petroleros escupan el oro negro para seguir adelante seduciendo al electorado en tiempos de encuestas magras. Sin contabilizar el costo monetario a pagar por los bienes de Repsol y el político a saldar con el resto del mundo. Como en otros carnavales, siniestros y dantescos a la vez, como en Malvinas o en la congelada crisis del 2001, muchos aquí parecen decir al unísono con la presidenta, “Dios proveerá…” Cuando a este nuevo hito argentino, transformado en una nueva algarabía pagana, le llegue su siempre costoso miércoles de cenizas. FIN